Sergio Marcos: “Está siendo mi mejor año”
Sergio Marcos: “Está siendo mi mejor año”

ACF FOTOGRAFÍA

El canterano, con mucho esfuerzo y trabajo, ha logrado asentarse en el primer equipo del Villarreal

Sergio Marcos González (3 de febrero, 1992) se está ganando un puesto en el primer equipo con su trabajo diario. Su DNI solo marca 23 años, aunque su edad futbolística dista mucho de esa juventud. Desprendiendo talento por doquier dentro del campo, el jugador confiesa que sus recuerdos de la infancia están ligados a una pelota. “Desde bien pequeño siempre he tenido un balón en los pies, toda mi familia es muy futbolera”.

Asimismo, cuenta orgulloso su fichaje por el Submarino. “Antes de llegar en 2012, cuando estaba en categoría juvenil, el Villarreal ya se interesó por mí, pero no se dio el fichaje hasta más tarde. En 2012 estaba en el Atlético de Madrid B y se presentó la oportunidad del Submarino de nuevo. Sinceramente, ni me lo pensé en venir, era como si hubieran unas cuentas pendientes entre el Villarreal y yo. Estuve muy contento cuando me dijeron que seguían interesados”, relata.

El de Sacedón también habla de sus inicios en el club amarillo, tiempos que distan mucho de la situación actual. “Sinceramente, los inicios no fueron del todo fáciles. Me costó la adaptación y el primer año fue difícil. Al siguiente ya pude demostrar de verdad de lo que soy capaz y todo fue mejor”, comenta.

A gusto en el Submarino

El de Guadalajara declara que se siente muy cómodo en el Villarreal, ya que es un club cercano que ofrece todas las comodidades al jugador. “Estoy muy a gusto en el club, te lo ponen todo muy fácil, con las instalaciones, las condiciones que tienen, etcétera. Tenía unas referencias de que era un club que cuidaba mucho la cantera y eso creo que es muy bueno, que el club se centre en formar jugadores y personas se refleja en los resultados de los filiales y en la grandeza de este club”, expone.

Habla con la misma seguridad con la que juega, manejando al equipo a su antojo. “Soy un mediocentro organizador, que le gusta tener el balón, ir hacia delante y darle fluidez al juego. Soy ofensivo y me gusta que mi equipo tenga el control del partido”, se define a sí mismo tímidamente. 

Sergio Marcos no titubea a la hora de alabar el gran trabajo que hace el Villarreal en cuanto a nivel formativo. “Aparte de que la cantera tiene un gran nivel, con grandes jugadores, el club tiene un trato muy especial con los jóvenes. Se apuesta mucho por ellos y gracias a esa política de apuesta por la cantera, cuando necesitan algo, siempre miran primero en casa. Lo principal en este club es la cantera, todo los años salen jugadores de abajo para el primer equipo y el filial”, sostiene. 

Sergio está en un gran momento

El canterano afirma que está en su mejor año, ganándose un lugar en el primer equipo partido a partido. “Está siendo mi mejor año, sin duda. Solo puedo dar las gracias a la confianza puesta en mí por los entrenadores. Estoy muy contento por lo que me está ocurriendo ahora mismo, pero debo seguir trabajando”, relata. Sergio rememora con cierto sabor agridulce su debut, donde el Villarreal perdió contra el Rayo en el Estadio de Vallecas. “Cuando me dijeron que iba a jugar no me lo esperaba para nada. Fue muy rápido, te llaman de un día para otro y hay que dar la talla. Pese a que no pudimos ganar, creo que jugué bastante bien y eso te da más confianza para seguir. Antes del partido contra el Rayo estaba muy nervioso, pero cuando el balón empezó a rodar, se me fueron los nervios, ya que pensaba en disfrutar y jugar bien. Fue una lástima perder y me quedé con un sabor agridulce”, opina. 

Agradecido a sus entrenadores

Sergio Marcos destaca a dos entrenadores en estos tres años que lleva como jugador amarillo: Paco López y Marcelino García. “Gracias a Paco estoy ahora donde estoy. Siempre apostó por mí desde el principio y le estoy muy agradecido por las cosas tan bonitas que me están pasando. Hacia Marcelino solo tengo buenas palabras, fue quien me llamó cuando Bruno se lesionó. Me dio mucha confianza desde el primer momento, solo tengo palabras de agradecimiento hacia él y ojalá sigan confiando en mí para ayudarles. Es un gran entrenador, que te dice las cosas claras y confía en la cantera”, articula. 

Bruno, su referente

Sergio Marcos lo tiene claro a la hora de hablar de un jugador referente. “Bruno es el jugador al que todo mediocentro desearía parecerse. Todo lo que hace, lo hace bien. También me intento fijar en Trigueros y Pina, aprendo mucho de ellos, ya que jugamos en la misma posición”, formula.

En cuanto al cambio de categoría, el ’26’ del Submarino manifiesta que sí se nota el cambio, pero que todos le han ayudado a adaptarse rápidamente. “La verdad es que sí se nota el cambio de 2ªB a Primera División, el ritmo es mucho más alto. Pero como yo he tenido la suerte de entrenar con ellos durante mucha parte de la temporada, ya estás más acostumbrado al equipo. El partido es diferente, pero te adaptas al nivel. Que toda la cantera siga una misma filosofía de juego ayuda al canterano que sube a un equipo superior y le resulta más fácil todo”, asegura. 

Sergio Marcos tiene claro su sueño: seguir en el Villarreal mucho tiempo. “Sinceramente, estoy muy cómodo aquí y espero estar muchos más años. Quiero llegar lo más lejos posible, estar en el primer equipo mucho tiempo y devolver toda la confianza que me ha dado este club en forma de alegrías”, sentencia el canterano. Presente y futuro del Submarino.

Compartir.